Shop Now Login/Register View Quote View Cart
1.800.221.5175
Catechetical Programs
We Believe Catholic Identity, Parish Edition Grades K–6 View Details | Buy Now
We Believe Catholic Identity, School Edition Grades K–6 View Details | Buy Now
We Live Our Faith Catholic Identity Edition Grades 7–8 View Details | Buy Now
Our Catholic Faith Grades 4–6 View Details | Buy Now
One Faith, One Lord Grades 7–Adult View Details | Buy Now
Discovering God Ages 3–5 View Details | Buy Now
God's Own Making Grades 4–8 View Details | Buy Now
Between You and Your Child Grades K–8 View Details | Buy Now
Sacrament Programs
Core
Believe • Celebrate • Live Reconciliation Primary Ages 7 and 8 View Details | Buy Now
Believe • Celebrate • Live Eucharist Primary Ages 7 and 8 View Details | Buy Now
Believe • Celebrate • Live Confirmation Ages 12–15 View Details | Buy Now
Believe • Celebrate • Live Confirmation Restored Order Ages 7–9 View Details | Buy Now
Believe • Celebrate • Live Reconciliation and Eucharist Intermediate Ages 9 and 10 View Details | Buy Now
We Believe and Celebrate Baptism View Details | Buy Now
Supplemental
We Gather in Prayer Kit Grades K–Adult Buy Now
My Reconciliation and Prayer Book Ages 7–9 View Details | Buy Now
My Mass Book Ages 7–9 View Details | Buy Now
We Believe and Pray Grades 4–6 View Details | Buy Now
Catechetical Bilingual
Creemos Identidad católica Grades K–6 View Details | Buy Now
Vivimos nuestra fe Grades 7–8 View Details | Buy Now
Nuestra fe catolica Grades 4–6 View Details | Buy Now
Una sola fe, un solo Señor Grades 7–Adult View Details | Buy Now
Entre usted y sus hijos Buy Now
Sacrament Bilingual
Core
Creer • Celebrar • Vivir Reconiliación Primaria Ages 7 and 8 View Details | Buy Now
Creer • Celebrar • Vivir Eucaristia Primaria Ages 7 and 8 View Details | Buy Now
Creer • Celebrar • Vivir Confirmación Ages 12–15 View Details | Buy Now
Creer • Celebrar • Vivir Reconciliación y Eucharisita Intermedio Ages 9 and 10 View Details | Buy Now
Creer • Celebrar • Vivir Confirmación-Restauración del orden sacramental Ages 7–9 View Details | Buy Now
Creemos y celebramos Bautismo View Details | Buy Now
Supplemental
Mi Reconciliación y libro de oración Ages 7–9 View Details | Buy Now
Mi libro de la Misa Ages 7–9 View Details | Buy Now
Lifelong Learning
Bibles
The Compass Bible for Catholic Teens Buy Now
My Big Book of Catholic Bible Stories Buy Now
La Biblia católica para jóvenes Buy Now
Adult Resources
Everything About Parish Ministry I Wish I Had Known Buy Now
Catechism
YOUCAT Youth Catechism of the Catholic Church Buy Now
Catechism of the Catholic Church Buy Now
United States Catholic Catechism for Adults Buy Now
General Directory of Catechesis Buy Now
National Directory of Catechesis Buy Now
YOUCAT: Catecismo Joven de la Iglesia Católica Buy Now
Catecismo Católica de los Estados Unidos para adultos Buy Now
Prayer Books
YOUCAT: The Youth Prayer Book Buy Now
Parent's Guide to Prayer Buy Now
Prayerbook for Catechists Buy Now
Sagrada Biblia: Dios Habla Hoy Buy Now

Febrero 19, 2019 SP Catequesis - K-6, SP Catequesis - Intergeneracional, SP Catequesis - Secundaria, SP Recursos - Actividades, SP Recursos - Experiencias Oracion, SP Temporadas - Cuaresma, SP Recursos - Folletos, SP Recursos - Articulos, SP Temas - Catequesis, SP PD - Catequetico, SP PD - Familias

Ayudar a las familias a celebrar la Cuaresma

La Iglesia pronto comenzará a observar el tiempo litúrgico de Cuaresma. A partir del Miércoles de Ceniza, que este año cae el 6 de marzo, la Cuaresma dura cuarenta días. Durante la Cuaresma, toda la Iglesia se prepara para la gran celebración del Misterio Pascual de Cristo en el Triduo Pascual.

ayudar-a-las-familias-a-celebrar-la-cuaresma

La Cuaresma es una temporada de vida simple. Durante la Cuaresma, nosotros como católicos, preparamos nuestros corazones para la gran celebración de la Pascua. También podemos preparar nuestras aulas y nuestros hogares para la gran celebración del Misterio Pascual de Cristo de morir y resucitar a una nueva vida, que se celebrará durante el Triduo Pascual.

Compartir el significado de la Cuaresma con niños y familias, adornar nuestros espacios de aprendizaje y de vida con signos de la temporada y participar en las prácticas cuaresmales de oración, penitencia y limosna nos ayuda a comprender la importante preparación de este tiempo litúrgico.

Recursos de Cuaresma para familias católicas

Calendario de Cuaresma

Diseñado para las familias, el Calendario de Cuaresma de Sadlier ofrece un pasaje de las Escrituras para la reflexión y una sugerencia para una acción, oración o contemplación para cada día de la temporada de Cuaresma. Descargue el Calendario de Cuaresma 2019 y compártalo con las familias en su programa de educación religiosa.

Descargue el Calendario de Cuaresma 2019 y compártalo con las familias en su programa de educación religiosa.

Calendario Adviento 2019 DESCARGAR AHORA

Lenten Calendar 2019 DOWNLOAD NOW

Lista de preparación de la Cuaresma para las familias

Para ayudar aún más a las familias a prepararse para la temporada de Cuaresma, descargue una Lista de preparación de la Cuaresma para las familias especial. Esta lista de verificación se puede distribuir a las familias para ayudarlas a prepararse y llevar a cabo la temporada de Cuaresma en sus hogares y en sus prácticas diarias. El recurso ofrece ideas sobre cómo hablar a los niños sobre la Cuaresma y ayuda a las familias a preparar sus corazones y hogares para una fructífera jornada de Cuaresma.

Para ayudar aún más a las familias a prepararse para la temporada de Cuaresma, descargue una Lista de preparación de la Cuaresma para las familias especial.

Lista de preparación de Cuaresma para las familias DESCARGAR AHORA

Lenten Checklist for Families Download Now

Prácticas de cuaresmales

La Cuaresma es una temporada de vida simple, particularmente a través de tres prácticas: oración, penitencia y limosna. Si bien estas prácticas son parte de la vida continua del cristiano, tienen un lugar especial para nosotros durante la Cuaresma. Los católicos rezamos, practicamos la penitencia, hacemos buenas obras y ayunamos. Siga leyendo para conocer los recursos y apoyar cada práctica durante la Cuaresma.

La oración

La oración nos ayuda a dedicar más tiempo a Dios durante la Cuaresma. Podemos pasar más tiempo leyendo y estudiando las Escrituras, participar en reflexiones de la Cuaresma como el Vía crucis y hacer un esfuerzo para participar en la oración y adoración diarias.

La limosna

Las buenas obras de Cuaresma nos ayudan a mostrar una preocupación especial por los necesitados. Seguimos el ejemplo de Jesús de cuidar y proveer a los pobres o enfermos. Podemos participar en proyectos de servicios especiales o practicar obras de misericordia para ayudar a otros. Como sugerencias para participar en proyectos de servicio para jóvenes católicos, eche un vistazo a 10 Proyectos que a los niños les encantarán y un evento combinado de retiro y alcance comunitario Ayudando a los desamparados para los estudiantes en escuela secundaria.

La penitencia

El Miércoles de Ceniza y el Viernes Santo son días obligatorios de ayuno y abstinencia para los católicos, desde los 18 hasta los 59 años. Además, los viernes de Cuaresma son días obligatorios de abstinencia. No se espera ni se obliga que los niños ayunen durante la Cuaresma, ni tampoco aquellos que están enfermos o tienen otras circunstancias de salud atenuantes. Sin embargo, muchos católicos optan por "renunciar" a algo en la Cuaresma. Esta práctica de sacrificio ayuda a centrarse en la importante labor de la Cuaresma: la oración, la penitencia y las buenas obras que nos preparan para la Pascua.

Encuentro con Cristo

Dentro de las tres prácticas tradicionales de oración, limosna y penitencia, la Cuaresma ofrece una valiosa oportunidad para encontrar a Cristo mientras nos dirigimos hacia la Pascua. Descargue y comparta el Artículo de apoyo Encontrarse con Cristo en la Cuaresma, que explora maneras en las que la temporada de Cuaresma ofrece una gran oportunidad para profundizar nuestra vida de oración, vaciarnos de la mezquindad y expandir nuestra capacidad por la generosidad.

Descargue y comparta el Artículo de apoyo Encontrarse con Cristo en la Cuaresma, que explora maneras en las que la temporada de Cuaresma ofrece una gran oportunidad para profundizar nuestra vida de oración, vaciarnos de la mezquindad y expandir nuestra capacidad por la generosidad.  

Artículo de apoyo: Encontrarse con Cristo en la Cuaresma DESCARGAR AHORA

Encountering Christ in Lent Support Article Download Now

El Bautismo como clave de la Cuaresma

Todas estas prácticas también nos ayudan a prepararnos para renovar nuestros votos de Bautismo como parte de nuestra celebración de Pascua. El Bautismo proporciona la clave para la Cuaresma. En los siglos cuarto y quinto, la Iglesia desarrolló liturgias para ayudar a las personas que querían convertirse en cristianos. Los últimos cuarenta días de esta jornada de fe, el "retiro de cuarenta días" antes del Bautismo, se convirtieron en lo que hoy llamamos Cuaresma. Como parte del Rito de la Iniciación Cristiana de Adultos (RICA), la Cuaresma es el momento para que los catecúmenos continúen su preparación para el Bautismo, la Confirmación y la Eucaristía. Además, es un momento para que aquellos de nosotros que ya estamos bautizados, reafirmemos lo que significa este sacramento en nuestras vidas hoy. Para obtener más información, explore el recurso ¿Y si me preguntan sobre la Cuaresma?

Símbolos de la Cuaresma

Los símbolos de la Cuaresma son recordatorios de que la temporada es un momento de pesar, pero también de esperanza y renovación, y de nuestra disposición a hacer penitencia. Comparta los símbolos de la Cuaresma y sus significados con los niños y las familias en su programa de educación religiosa.

Cenizas

La temporada de Cuaresma comienza el Miércoles de Ceniza. En este día, somos firmados en la frente con cenizas como un recordatorio de que fuimos hechos de polvo y "al polvo volveremos". Entramos en la temporada de Cuaresma con estas cenizas como una señal de pesar por nuestros pecados y nuestra esperanza por una vida eterna con Dios.

Ramas de palma

Estas cenizas bendecidas provienen de las ramas de palma utilizadas en nuestras celebraciones del Domingo de Pasión. Las ramas de palma, otro signo de la Cuaresma, se utilizan en la celebración. El Domingo de Pasión, también llamado Domingo de Ramos, es el último domingo antes del Triduo Pascual. En este día, recordamos la entrada de Jesús a Jerusalén unos días antes de su muerte.

Mientras Jesús y sus discípulos viajaban a Jerusalén para la Pascua, la gente se preparó para su llegada. “Entonces la mayor parte de la gente comenzó a extender sus mantos sobre el camino, y otros cortaban ramas de los árboles y lo cubrían con ellas. La multitud que iba delante de Jesús y la que lo seguía gritaba: ‘¡Hosana al Hijo de David! ¡Bendito el que viene en nombre del Señor! ¡Hosana en las alturas!’”. (Mateo 21: 8-9)

El Domingo de Pasión, una alegre procesión celebra la entrada de Jesús a Jerusalén. Podemos reunirnos en el vestíbulo o fuera del edificio de la iglesia para la bendición de las ramas de palma con agua bendita. Los reunidos cantan hosana y agitan las palmas como un gesto de alabanza y bienvenida. Las ramas son un recordatorio de que la Cuaresma es un tiempo de esperanza y renovación. Después de la Misa, muchas personas llevan las ramas de palma a sus hogares para colocarlas cerca de una cruz o un crucifijo o en un espacio de oración.

Púrpura

Otro símbolo de la Cuaresma es el color púrpura. Es el color de la estola que usa el sacerdote para el sacramento de la Reconciliación. El tono violeta del color púrpura utilizado durante la Cuaresma es un símbolo de luto, sufrimiento, humildad, arrepentimiento y la disposición a hacer penitencia, particularmente a través del ayuno y la confesión de nuestros pecados. El color está asociado en el Evangelio con la túnica púrpura envuelta alrededor de Jesús durante su Pasión.

En resumen

Mientras toda la Iglesia se prepara para la gran celebración del Misterio Pascual de Cristo en el Triduo Pascual, apoye a los niños y las familias en sus esfuerzos especiales para orar y hacer penitencia y buenas obras. Cada día de la temporada de Cuaresma de cuarenta días es una oportunidad para un encuentro renovado con Cristo, para una vida sencilla y para la preparación para la Pascua.